Skip to content

Contra la evidencia de los ateos

9 enero, 2011
¿Puede tomarse por válida la evidencia de los ateos respecto de la no-existencia de Dios? La discusión, por muy racionalistas que parezca ser el argumento de la parte no-creyente, por lo general termina girando en torno a una cuestión de fe, en tanto que queda reducida una confrontación testimonial. Por un lado, los ateos citan a tal o cual científico que dijo que Dios no existe por haber hecho tal o cual descubrimiento, y por el otro los cristianos creen porque dicen sentir a Dios en sus vidas, y junto a ellos se encuentra el testimonio de millones de personas que dicen lo mismo.
Los ateos podrán decir que el argumento cristiano no es más que una falacia ad populum, que más gente lo crea así no lo hace cierto, mientras que el argumento de ellos está basado en autoridades sólidas. Pero, pensemos ¿Quién es una autoridad sólida para hablar acerca de la existencia de Dios? En el fondo la discusión podría zanjarse si se tomara esto en cuenta, que si fuera en otra disciplina no habría discusión siquiera. ¿Quién es autoridad en asuntos de medicina? Un médico, ¿Quién es autoridad en asuntos de rocas? Un geólogo, ¿Quién es autoridad en temas históricos? Un historiador. La autoridad natural en temas de Dios vendría a ser, un teólogo; pero entonces los ateos brincarán a decir que se está presuponiendo la existencia de Dios, pues nadie se dedicará a estudiar lo que no existe, por lo que habrá que dejarlo en: “Una persona que se haya dedicado a buscar a Dios.” La lógica no da para más. Podrán los ateos protestar diciendo que nadie busca lo que no existe, pero ¿No es muy fácil pretender que no se ve, cuando no se ha buscado? A los ateos que comparan la religión con al superstición, y a Dios con duendes y unicornios: Si hoy en día sabes que estos últimos no existen e porque cuando se creyó que existían se les buscó donde debían estar y no se les halló ¿Puede decirse lo mismo de Dios?
Biólogos, neurólogos, astrofísicos, políticos, componen el más selecto grupo de las autoridades citadas por los ateos ¿Hay en ellos semejanza alguna con los exploradores de antes que recorrieron el globo buscando El Dorado o la fuente de la eterna juventud? Insisto, qué fácil es negar lo que no se ha buscado. ¿Acaso dice la fe “Dios está en las estrellas” o “Dios está en las plantas” o “Dios está en los simios”? Yo también podría subir a las altas cumbres del Karakorum y decir: “El mar no existe porque aquí no lo veo.” ¿Qué ateo ha seguido fielmente el camino de la fe y ha concluido: “He buscado a Dios donde me dijisteis que estaba y no he encontrado nada”? Ninguno. No hay que extrañarse entonces por que los ateos digan “no vemos a Dios”, que es muy fácil no encontrar cuando no se busca. En el fondo todos los ateos lo han sido a priori de cualquier prueba o demostración, y el ateísmo no resulta ser más que eso: una creencia ciega y ociosa.

9 de Enero de 2011

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: